27.8.09

El cascabel de la gata

A propósito de la INSIGNIFICANTE melodrama que actualmente se ventila (a vista y paciencia del público que prefiere otra cosa que no sea machos encalambrados), nos referimos al clubdetoby-gate, salta a la vista (nuevamente) la falta de mujeres en el debate político.

Mientras los viagrozos se ven la suerte entre ellos -una costumbre que es dificil de cambiar- y hacen noticia para llenar el ego, se demuestra la levedad de la actividad política y que un mandato con una mujer en la presidencia no cambia ni ha cambiado mucho a la sociedad chilena.

Ahí siguen los mismos políticos y la bolsa de hombres opinantes. Same old gang. Same old song.

Hace poco, un tal "experto en comunicaciones" tuvo la excelente idea (basada en la clásica táctica de que el ataque es la mejor defensa de la pega porque lo querían echar de su puesto) de alegar sobre la "independencia" de algunos periodistas en el canal de televisión del candidato presidencial Sebastian Piñera. El argumento, más viejo que el hilo negro, que utiliza el asesor matón del otro candidato presidencial Eduardo Frei, es que los periodistas trabajan ahí y por ende, "hay conflicto de interés". Los periodistas quedaron indignados por la acusación y ya veremos como llega un comité de la ONU para tomar cartas en el asunto.

Yawn.

Claro, es un ejemplo de que cómo se instala un 'no-tema' en los espacios que deberían ser el famoso cuarto pilar de la democracia.

Esta larga introducción es para presentar un artículo que escribimos para el OBSERVATORIO DE GENERO Y EQUIDAD, llamado "El cascabel de la gata" donde -por primera vez y a la fuerza- hablamos de lo que ha sido esto de tener un blog político (a grandes rasgos).

Confesamos que no fue fácil. Creemos que sin gomas (pechos de la mujer para los no chilean-parlantes) las cosas serían menos complicadas. Por ejemplo, seríamos miembros del club de toby. En todo caso, preferimos mover nuestras caderas por el mundo alegando sobre las injusticias en nuestro planeta. Acostúmbrense y ojala se suman.

Nota: Pueden dejar comentarios en el Portal o aqui en Curvassssssss...

3 comentarios:

Metodologia de la Investigación Social Cualitativa dijo...

sin tetas no hay paraíso....y en este país misógino nos aterramos aún (en pleno 2010) de minas guapas e inteligentes, da lo mismo si te lo digo pero de verdad la necesitamos sobre todo si las "contrapartes" "de peso" son personajillos como la "calvarizada" Té Chadwick
JMSuazo

Tomas Bradanovic dijo...

Pero curves, han existido varias mujeres famosas en periodismo político en Chile, así a la rápida nomás me acuerdo de Frida Modak, Silvia Pinto, Raquel Correa por nombrar a tres nomás, ellas y otras han tenido muy buena tribuna e influencia, tal vez hoy estamos un poco en sequía en los medios tradicionales pero no creo que sea por falta de oportunidades. Probablemente le ha faltado un poco de visión a los dueños de los medios. Y para ser francos hay algunas pinturitas que son más tontas que una puerta en la TV con bastante espacio.

Yo creo que si negocio de periodista/escritor político hoy en día exige no mostrar ninguna preferencia política: el periodismo de trinchera ya no le interesa a casi nadie. Eso explica por que quiebran todos los medios "comprometidos" y otros como El Mercurio o La Tercera tienen que poner Carlos Peña, Squella u otros que les revuelven el estómago en primera plana, de otra forma no funciona el negocio. Yo creo que para opiniones políticas el espacio natural son los blog, no los medios.

Ahora si por análisis político te refieres al marketing político, (esas cosas que llenan la billetera de Tironi y similares) te encuentro toda la razón, allí deberían tener mucho más espacio las mujeres y las pocas que están (como la Sra Narvaez por ejemplo) son tan re pencas que tal vez explican la poca confianza en las mujeres en ese campo. Piensa que alguna vez se creyo que Yasna Provoste tenía capacidad de estratega política...

lapoblana dijo...

Bueno el artículo, pero lo escrito aplica para mujeres, hombres, viejos, etc. Por ejemplo ¿acaso los adultos mayores se han subido a la web? y sí que tienen experiencia para aportar... entonces cuando veo este tipo de artículos, siento que nos autodicriminamos positivamente las mujeres. ¿Por qué tenemos que hacer lo mismo que hacen los hombres? ¿acaso no somos distintas?
¿Queremos hablar de futbol o política? yo prefiero hablar de mis hijos, de mis emociones, de la belleza, de arte y cultura...